El puerto de Tarragona avanza pagos a proveedores para inyectar liquidez a las empresas

La Autoridad Portuaria de Tarragona reduce la validación de facturas y pago a menos de una semana

El puerto de Tarragona reducirá el plazo legal de pago de 30 días a un tercio y pagará a proveedores en menos de una semana. El departamento de administración y finanzas de la Autoridad Portuaria recortará al máximo el periodo de validación de facturas y pago de la factura a fin de contribuir a inyectar liquidez a las empresas, ante la situación del estado de alarma por el coronavirus.

El puerto de Tarragona implementa esta acción con el objetivo de aliviar los problemas de tesorería de sus empresas proveedoras, especialmente de las pequeñas y medianas. “En estos momentos de ralentización de la actividad económica, las empresas pueden sufrir problemas para hacer frente al pago de nóminas, proveedores, etc”, señalan desde la Autoridad Portuaria de Tarragona.  Con esta reducción del periodo de pago, el puerto espera contribuir a paliar los efectos negativos de la pandemia del Covid-19.

El puerto de Tarragona funciona con normalidad con una parte muy importante de su plantilla desarrollando trabajo no presencial. En este caso, los trabajadores y trabajadoras del departamento administración y finanzas del puerto trabajan desde sus domicilios particulares para prestar el servicio con la máxima normalidad posible.

Los proveedores y el puerto trabajan al 100% con factura electrónica la cual se tramita a través de la plataforma FACe. El sistema FACe es el Punto General de Entrada de Facturas de la Administración General. La plataforma permite el envío de facturas en formato electrónico a aquellos organismos de las administraciones, sin importar el volumen de facturación anual, tamaño o nivel de informatización, a proveedores de bienes y servicios de las administraciones públicas.