Todo el material ha sido procesado y destruido por una empresa especializada en la gestión de residuos

La mayoría de decomisos se han realizado con anterioridad a la puesta en marcha del dispositivo policial conjunto y permanente establecido por la Guardia Urbana, el cuerpo de Mossos d’Esquadra y la Policía Portuaria, que entró en funcionamiento el 29 de julio y que ha reducido todavía más la presencia de manteros en la vía pública aen el Port Vell.

El puerto de Barcelona ha destruido 13.000 productos de venta ambulante no autorizada decomisados entre el 5 de mayo y el 8 de agosto de este año. Estos artículos, con un peso de 2.640 kg, han sido decomisados durante 327 actuaciones policiales realizadas mayoritariamente a los muelles de Bosch i Alsina, del Depósito, de la Barceloneta, de Espanya, de Barcelona y de Drassanes, así como a la playa de San Sebastià, Portal de la Pau, Rambla de Mar y plaza de Mar, todos ellos dentro del ámbito del Port Vell.

Corresponden a 327 actuaciones realizadas en los meses de mayo, junio y julio, antes del dispositivo conjunto de Policía Portuaria, Guardia Urbana y Mossos d’Esquadra

Entre los materiales decomisados destacan los imanes (3.206 unidades), las gafas  de sol (1.197) y los llaveros (1.120), seguidos en menor medida por todo tipo de productos, básicamente souvenirs, material deportivo falsificado, bolsas, complementos y bisutería.